100 años innovando en la protección de semillas

La semilla es un agente fundamental para obtener cultivos de calidad y plantas vigorosas, esa fue la conclusión a la que llegaron los investigadores de Bayer, desde comienzos del siglo pasado, cuando desarrollaron el primer tratamiento profesional de semillas Uspulun™ en 1914.

IMG_5046_1

Ese fue el inicio de una historia a la que se han sumado millones de agricultores alrededor del mundo, que creen en la agricultura innovadora, de calidad y sostenible; agricultores que saben que es fundamental realizar un manejo técnico de los cultivos, protegiendo las cosechas de manera integral desde la semilla.

“Proteger la semilla permite minimizar riesgos por ataques tempranos de plagas y enfermedades, mantener el vigor de la semilla para la obtención de plantas sanas y con pleno potencial de rendimiento y además contribuir a la optimización del uso de suelos cultivables”, asegura el ingeniero agrónomo Octavio Cárdenas, Responsable de Herbicidas y Tratamiento de semillas en Bayer para Colombia y los Países Andinos.

Según la FAO, en el año 2050 la producción de alimentos tendrá que incrementarse un 70% para responder a las demandas alimenticias de 9.000 millones de personas. Se estima que hace 1.000 años, un agricultor plantaba una semilla y cosechaba dos; hoy un agricultor siembra una semilla y cosecha 50; en 30 años tendrá que cosechar 100 semillas por cada semilla que siembre, para suplir las necesidades de alimentos de la humanidad. En este sentido, herramientas como los tratamientos de semillas, adquieren una gran relevancia.

Colombia, uno de los países con una importante frontera agrícola por desarrollar que supera los 3 millones de hectáreas según ANDI, debe esforzarse por utilizar los mejores insumos que le provean productividad, calidad y sostenibilidad. Así lo hacen los grandes mercados como Gran China, el tercer mercado mundial para SeedGrowth, donde los agricultores cada vez ven más la importancia de proteger las semillas de alta calidad”, asegura Javier Chavarro, Gerente de Marketing para Pacto Andino Country Group & Marketing Colombia.

IMG_5014

En Colombia el uso de tratamientos de semillas inició hace 22 años en maíz, algodón y sorgo. Reinelio Rojas, ingeniero agrónomo de Bayer, vio llegar los primeros tratamientos profesionales al Valle del Cauca: “El Valle fue pionero en el uso de esta herramienta que inicialmente fue percibida como cara, pero esta percepción se modificó rápidamente, puesto que utilizar semillas tratadas genera ahorros en la cantidad de la semilla que se utiliza para la siembra y ahorros en aplicaciones tempranas, por lo tanto tiene efectos muy positivos en el rendimiento del cultivo, en el medio ambiente y en la fauna benéfica. La semilla tratada puede tener hasta un 100% menos de riesgo de ser atacada por plagas y enfermedades, desde la siembra hasta el estado de plántula”, explica Rojas.

Con respecto a la importancia de los tratamientos de semillas en el cultivo del maíz, Jaramillo opina: “Donde hay maíz no hay hambre, porque donde hay maíz hay gallinas, hay vacas, hay caballos … pero sin un programa con respaldo desde lo más básico que es la semilla, las cosas pueden fallar por algo tan sencillo como no haber protegido la semilla”

Pero los tratamientos de semillas no solo son importantes en el cultivo del maíz, también resultan una herramienta poderosa para controlar problemas en otros cultivos, es por eso que en Bayer trabajamos día a día para brindar soluciones innovadoras que mejoren el agro y la vida de los campesinos.

Síguenos en @BayerInnovacion

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s